Moodle versus Pasen

MOODLE versus PASEN En nuestro centro llevamos algún tiempo impulsando el uso de la plataforma PASEN entre profesorado y familias. Este curso hemos empezado, una vez más, una nueva serie de comunicados, charlas, etc explicando las ventajas de mostrar información digital sobre lo que ocurre dentro del aula; en esta ocasión, incluso hemos incluido videotutoriales sobre cómo poner la fecha de un examen, sobre cómo calificar, enviar mensajes a los tutores legales, etc. Sin embargo, creo que PASEN, con la funcionalidad que tiene ahora mismo, no es el futuro. La finalidad de esta plataforma es mantener informados a los tutores legales de hechos académicos importantes de los alumnos: exámenes, notas, tareas importantes, etc. Sin embargo, esto es poco si adoptamos un punto de vista más global y auténtico sobre la trayectoria de un alumno/a. Hacer disponible para las familias la fecha de un examen, su calificación y alguna tarea importante por trimestre es mucho más de lo tradicional, pero mucho menos de lo deseable. A pesar de esto, no podemos pedir al profesorado más tareas burocráticas (burocracia virtual en este caso) pidiendo que cumplimenten casillas y casillas de una forma fragmentada y poco dinámica, que no proporciona apenas feedback profesional; esto desmotiva esta labor y explica, en parte, que sean pocos los profesores que se animen a su utilización, a pesar de esfuerzos de equipos directivos. ¿Hay alternativas? Tenemos en Andalucía un buen número de centros educativos utilizando MOODLE de una forma regular. Allí tenemos muchísima más información relativa a los alumnos de forma no burocrática porque está ligada a lo que haces semanalmente en clase. Cuando pones una tarea o...

“mañana me examino del C2 de competencia digital”

“mañana me examino del C2 de inglés” – dicho por un docente, es una frase que se acepta con naturalidad en los centros educativos. En pocas ocasiones hemos tenido tantos compañeros estudiando hasta los fines de semana para preparar a alguna prueba de este tipo. Existen muy diversas motivaciones para hacerlo, pero creo que es bueno extender la idea de que nuestra evaluación no acaba en el momento en el que aprobamos una oposición. De la misma manera que existe un Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas (MCER) donde se establece una escala de 6 niveles comunes de referencia para la organización del aprendizaje de lenguas y su reconocimiento público, podría existir algo análogo para las TIC. Si para las lenguas tenemos los reconocidos A1, A2.. hasta C2 podríamos mantener  la misma escala para las TIC. ¿Qué ganaríamos con ello? Por un parte el autoconocimiento: el docente podrá reconocer mejor las competencias que tiene ahora mismo y cuáles les gustaría adquirir. Por otra parte, una homologación oficial que facilite el deseado perfil profesional en enseñanza. Una vez bien definido y normalizado, seria posible vincular ciertas plazas docentes con algún nivel de este marco común. Nadie cuestiona que ocupar una plaza en un centro bilingüe requiere tener reconocido oficialmente uno de los niveles indicados, ¿por qué no tener algo similar para ser coordinador TIC, impartir en los cursos donde se haya implantado el Plan Escuela TIC2.0, o como un requisito más para trabajar en el  #IEDA  ? El primer paso para que un día esta propuesta pudiera realizarse es tener una descripción  de los niveles. Aquí adelanto una,  tan...

La huelga educativa 22 Mayo y los cráteres de la Luna

Los ?Datos de la huelga educativa del 22 Mayo 2012 Según indican algunos medios la huelga educativa del 22 Mayo tuvo un seguimiento del 80% según los sindicatos, y del 22,7 % según el Ministerio de Educación. ¿Podemos considerar normal una diferencia de más 55 puntos entre ambas versiones  y quedarnos tan tranquilos? Hoy disponemos de mapas lunares con una fiabilidad tan detallada que  sabemos, por ejemplo, que existen exactamente 5185 cráteres en la Luna: ni uno más ni uno menos. Sin embargo, no tenemos la tecnología o, mejor dicho, no somos capaces de aplicar ésta de manera que sepamos cuántos docentes no acudieron ayer al trabajo ejerciendo su derecho a Huelga. No hablamos de electrones o del Bosón de Higgs, hablamos de humanos de 80 kgs de peso y 1,70 m (promedio a lo bruto :–)) y el problema es determinar si están en un centro educativo o no. ¿No hay manera de hallarlo?  Todos queremos mejorar el sistema educativo pero, para ello, tendremos que ser capaces, al menos, de saber de forma fiable qué es lo que ocurre dentro de éste. La huelga educativa puede soportar muchos análisis sobre su éxito o fracaso pero, sin duda, el punto de partida tiene que ser disponer (y pronto) de datos...

¿Por qué promocionan más en Primaria?

Si en Primaria tenemos un 94,3 % de alumnado que promociona, y en Secundaria tenemos un 79,5 % tal vez deberíamos preguntarnos por qué. Por muy grueso que sea nuestro análisis está claro que hay tienen que ser muchas las causas concurrentes. Valdría la pena listarlas y preguntarse cuáles de ellas son modificables más fácilmente:  1 Mayor dificultad curricular en Secundaria. No conozco ningún currículo que no tenga tanto contenido que sea muy difícil completarlo en el número de horas que establece la normativa. Es cierto que ésta establece posiblidad de adaptación a la circunstancia del Centro y del aula, pero.. ¿lo hacemos? . Creo que una buena parte del  profesorado duda sobre la idoneidad del grado de dificultad de estos contenidos. 2. Diferencias en la didáctica empleada en el aula. Si alguien ha compartido actividades formativas, jornadas, etc habrá constado que la formación didáctica de los docentes que imparten en cada etapa es muy distinta. ¿Hay algo que se pueda trasladar de una a otra? 3. Diferencias en la percepción de la vocación profesional por parte parte del maestro y del profesor. 4. Distinta actitud psicológica para el aprendizaje a causa de la diferencia de edad en el alumnado. ¿Cuál es la más fácil de modificar de las cuatro causas? La cuarta y la tercera parece difícil cambiarlas por su rasgo psicológico. La segunda requiere convicción y formación del profesorado para cambiar hábitos: es necesario, pero se pueden tardar años en generalizar el cambio. ¿Y la primera causa? En teoría es fácil, es sólo cambiar papeles: recortar y actualizar Decretos y Órdenes para ofrecer algo más fácil (o...